martes, 23 de agosto de 2011

Biografia de Santiago Iglesias



   Santiago Iglesias Pantín

Político puertorriqueño, líder de los trabajadores y organizador del primer partido socialista de Puerto Rico, nacido en La Coruña (España) en 1872 y muerto en Washington en 1939. Santiago Iglesias Pantín estudió en España en una escuela pública y fue aprendiz de ebanista.

Su deseo de conocer mundo le llevó a embarcarse en 1887, a la edad de quince años. Llegó a La Habana (Cuba) donde participó en la organización de las actividades sindicales. En 1896 dejó Cuba al ser requerido por las autoridades españolas debido a su adhesión al movimiento revolucionario cubano.

Iglesias se embarcó de nuevo para viajar a Inglaterra; sin embargo, desembarcó en Puerto Rico. En mayo de 1897 fundó Ensayo Obrero, un periódico partidario de la sindicalización de los trabajadores puertorriqueños. Fue encarcelado por el recién instituido régimen autonomista. Después de pasar siete años en prisión, Iglesias, junto a otros prisioneros políticos, fue excarcelado a petición del Gobierno de E Inmediatamente después de su salida de la cárcel, Santiago Iglesias Pantín continuó con sus actividades en favor de los trabajadores, que llamaron la atención del gobernador militar de la Isla, el general John R. Brooke, quien intercedió en su favor cuando el gobierno español solicitó su extradición. Brooke también le permitió continuar su tarea organizadora. En octubre de 1898 ayudó a fundar la Federación Regional de Trabajadores y Porvenir Social, un periódico que se publicó hasta 1900.

Ese año viajó a Estados Unidos, donde conoció y estableció relaciones con el presidente de la Federación Americana de los Trabajadores (AFL), Samuel Gompers, quien le designó organizador general de la AFL para Puerto Rico y Cuba.

Regresó a Puerto Rico, donde organizó sindicatos a lo largo de la Isla, y en 1903 fundó el periódico Unión Obrera. Tres años más tarde se convirtió en uno de los fundadores de la Federación Libre de Trabajadores puertorriqueños, que se afilió con la Federación Americana de Trabajadores. En 1908 fue candidato por esta Federación para Comisionado Residente del Congreso americano, pero fue derrotado por Tulio Larrinaga.

Iglesias creía que el estatuto de estado de los Estados Unido era necesario para mejorar las condiciones de los trabajadores de Puerto Rico. De acuerdo con este postulado, en 1914 fundó el periódico Justicia Social, que se publicó hasta 1925. En 1915 organizó el Partido Socialista, que hizo campaña en favor de la condición de estado de Estados Unidos. Bajo su liderazgo el partido creció rápidamente. En 1916, como líder socialista, fue elegido senador de la isla, cargo que ocupó hasta 1932. Durante este tiempo participó en el movimiento internacional de los trabajadores como secretario de la Federación de los Trabajadores Panamericana desde 1927 hasta 1933.

El 8 de noviembre de 1932 fue elegido por un periodo de cuatro años como Comisionado Residente en la Cámara de Representantes de Estados Unidos. Su victoria fue el resultado de una coalición entre el Partido de Unión Republicana y el Partido Socialista. En el Congreso perteneció al Comité de Asuntos Insulares, de Agricultura, Comité de los Trabajadores y el Comité Territorial.

Santiago Iglesias Pantín introdujo numerosas propuestas de ley para mejorar la vida económica, política, industrial y agrícola de Puerto Rico, incluyendo una medida para enmendar la Ley Orgánica que concediera al pueblo de la isla el derecho a elegir su propio gobernador. Presentó también proyectos de ley que permitieran al pueblo puertorriqueño la forma de constitución y gobierno, así como ser admitido dentro de la Unión con iguales oportunidades que los demás estados. Estas propuestas no progresaron.

Como Comisionado Residente, continuó el trabajo de sus predecesores para ampliar las ventajas sociales y las leyes federales. Tuvo éxito en la inclusión de numerosos beneficios y leyes, como la Ley Federal de carreteras, la Ley Bankhead-Jones, que financió el desarrollo de la experimentación agrícola, la Ley de control de los suburbios, que ayudó a reducir la infección de malaria de los barrios más pobres, y la exención del pago de un impuesto a los barcos de vapor entre Puerto Rico y el continente, lo que ayudó al crecimiento del turismo.



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada